Octubre 31 de 2022

Ben Gvir dice que exigirá una ley que cancelará el juicio de corrupción de Netanyahu

El parlamentario israelí de extrema derecha y líder de Otzma Yehudit, Itamar Ben Gvir, visita el Mercado Hatikva en Tel Aviv durante su campaña antes de las elecciones de noviembre, 21 de octubre del 2022.

El parlamentario de extrema derecha afirma que el líder de la oposición puede optar por Gantz en la coalición en su lugar; el líder del Likud culpa a los medios de comunicación por el ascenso de Ben Gvir, cuya entrada a la Knesset la orquestó él.

Itamar Ben Gvir exigirá una legislación que permitirá la cancelación del juicio por corrupción del líder de la oposición, Benjamin Netanyahu, según una grabación del legislador de extrema derecha publicada el domingo.

El sitio web de noticias Ynet obtuvo la grabación de Ben Gvir hablando en un evento a principios de este mes, poco después de que su socio político, el líder de Sionismo Religioso Bezalel Smotrich, reveló un programa de reformas legales radicales y de gran alcance que, de ser promulgadas, reduciría drásticamente la autoridad judicial.

Tanto Smotrich como el Likud de Netanyahu negaron rápidamente en ese momento que las reformas propuestas tuvieran un impacto en el juicio por corrupción en curso del ex primer ministro.

Sin embargo, Ben Gvir dijo que, si fuera miembro del próximo gobierno, promovería la aprobación de la así llamada Ley Francesa, que prohibiría a la policía investigar sospechas de corrupción en contra de un primer ministro en funciones.

Además, Ben Gvir dijo que insistiría en que la legislación sea implementada retroactivamente, es decir, que el juicio de Netanyahu sería cancelado.

¨Respecto a la Ley Francesa, mi posición es inequívoca -mucho más que la de Smotrich. Exigiré una Ley Francesa retroactiva¨, dijo Ben Gvir.

El ex primer ministro, Benjamin Netanyahu, llega a una audiencia de la corte en su juicio, en la Corte de Distrito en Jerusalem, 17 de mayo del 2022.

Ben Gvir dijo que no cree que la ley sería anulada por el sistema legal.

¨Creo que con seguridad pasará la prueba de la Corte Suprema. Los jueces de la Corte Suprema, y no olviden que soy abogado, comprenderán la lógica y el propósito [de la ley]¨, dijo Ben Gvir. Antes de entrar a la Knesset, el ultranacionalista era un abogado especializado en la defensa de sospechosos judíos de terrorismo.

El partido Otzma Yehudit de Ben Gvir, parte de la alianza de Sionismo Religioso, no negó que hizo esos comentarios.

Netanyahu ha afirmado que no permitirá que su juicio sea cancelado, alegando en cambio que el caso de la fiscalía se está derrumbando.

Las críticas a los tribunales y a las fuerzas de la ley por parte de la derecha han aumentado en años recientes mientras Netanyahu es juzgado por corrupción y afirma, sin evidencia, que las acusaciones son parte de un esfuerzo de sus rivales políticos, los fiscales y los medios de comunicación para sacarlo del poder.

Netanyahu, que está acusado de fraude y abuso de confianza en tres casos, así como de soborno en uno de ellos, niega haber actuado mal.

El ministro de justicia, Gideon Sa´ar, se apresuró a criticar el plan de Ben Gvir, diciendo que crearía un ¨paraíso para la corrupción gubernamental¨.

¨El bloque de Netanyahu está coordinado: la abolición del juicio y el establecimiento de la República Bibi -un paraíso para la corrupción gubernamental, donde la Knesset y el gobierno serán refugios para los criminales¨, tuiteó Sa´ar, usando el apodo del líder del Likud.

El ministro de justicia, Gideon Sa´ar, llega para una reunión de gabinete en la Oficina del Primer Ministro en Jerusalem, 12 de junio del 2022.

El informe se produjo horas después de que Ben Gvir dijo que estaba descontento con la conducta de Netanyahu y creía que podría ser dejado de lado después de las elecciones en favor del partido Unidad Nacional del ministro de defensa Benny Gantz.

¨Me cuesta mucho esta conducta por que al final, me arriesgué por él¨, le dijo Ben Gvir al sitio web de noticias Ynet.

¨Ya sea por la unión que formé con [el líder de Sionismo Religioso, Bezalel] Smotrich o por mi infinito amor por él. Él sabe que lo quiero más que muchos miembros de la Knesset del partido Likud¨, dijo Ben Gvir.

Según los informes, Ben Gvir y Netanyahu acordaron no perseguir a los votantes del otro. Sin embargo, a medida que, el día de las elecciones se acerca, ambos lados han estado peleando por los escaños en la Knesset.

El abogado extremista dijo que, aunque continúa trabajando hacia la formación de un gobierno de derecha liderado por Netanyahu, cree que habría una posibilidad de que fuera descartado a favor del partido de centro-derecha Unidad Nacional de Gantz si las matemáticas electorales no iban a su favor.

¨No soy ingenuo. Sé que, si obtengo menos que Gantz, preferirían a Gantz antes que a mí¨, dijo.

El ministro de defensa, Benny Gantz, habla durante una conferencia de prensa en Tel Aviv, 20 de octubre del 2022.

Gantz y Netanyahu han prometido ambos no sentarse juntos en un gobierno después de las elecciones.

¨Si el partido Likud ha comenzado a desviar los escaños, podría ser que alguien ahí esté planeando un gobierno con Gantz¨, dijo Ben Gvir.

Muchas de las encuestas recientes muestran poco o ningún cambio en el tamaño de los bloques si no, en cambio, movimiento interno a medida que los votantes cambian su lealtad entre los partidos.

La mayoría de las encuestas, aunque poco confiables, muestran al partido de Ben Gvir ganando más escaños que el de Gantz.

¨[Netanyahu] me dijo en incontables ocasiones que soy el único que trae votantes jóvenes de fuera del bloque [de derecha], que ve esto en todas las encuestas. Así que, es posible que tenga a uno de sus asesores ahí que está presionando hacia un plan diferente¨, dijo Ben Gvir.

Aunque Ben Gvir y Netanyahu se reúnen regularmente, el líder del Likud ha tenido cuidado de asegurarse de que los dos no sean fotografiados juntos.

Ben Gvir también se refirió a los comentarios del sábado del parlamentario Ram Ben Barak del partido Yesh Atid del primer ministro Yair Lapid, que evocó al dictador nazi Adolf Hitler atacando a un gobierno potencial que podría formar Netanyahu con la extrema derecha.

El parlamentario Ram Ben-Barak en la Knesset en Jerusalem, 20 de junio del 2022.

¨Se pueden decir a sí mismos que política es política, pero Yair Lapid debería haberlo expulsado en ese momento¨, dijo Ben Gvir.

En una entrevista separada con Radio Galey Israel, Netanyahu culpó a los medios de comunicación por el ascenso de Ben Gvir, cuya entrada a la Knesset la diseñó el mismo Netanyahu y quien, ha dicho el líder de la oposición, ¨ciertamente podría ser un ministro en su potencial gabinete.

¨¿ Por qué los medios de comunicación han fortaleció así a Ben Gvir, se lo han preguntado? Porque saben cuál es el plan de Lapid -tomar escaños del Likud para Ben Gvir es [el equivalente de] dar escaños a Lapid. No hay duda de que los estoy aceptando en este momento -no hay otro gobierno excepto un gobierno [de derecha]¨, dijo Netanyahu.

Las encuestas finales de las cadenas de televisión antes del 1 de noviembre predicen todas que el bloque de derecha religiosa de Netanyahu no alcanzará la mayoría en los 120 escaños de la Knesset.

Se proyectó que el Likud de Netanyahu ganaría 30-31 escaños, y sería el partido más grande, en las tres encuestas.

Yesh Atid del primer ministro Yair Lapid se espera que gane 24-27 escaños, mientras que Sionismo Religioso de extrema derecha, alineado con el bloque de Netanyahu, se predijo que sería el tercer partido más grande en la Knesseet con 14-15 escaños.

El parlamentario Itamar Ben Gvir (derecha) y Bezalel Smotrich (izquierda) en un evento de la campaña electoral en Sderot, 26 de octubre del 2022.

En un intento por mejorar sus posibilidades de regresar al poder antes de las elecciones anteriores, Netanyahu orquestó una fusión con Sionismo Religioso que aseguraban la entrada del partido extremista Otzma Yehudit de Ben Gvir a la Knesset. Trabajó para alentar un acuerdo similar antes de las próximas elecciones del 1 de noviembre.

Ben Gvir es el No. 2 en la lista de Sionismo Religioso, posicionándose para recibir un importante cargo en el gabinete si Netanyahu logra formar la clase de coalición religiosa de extrema derecha en la que ha estado haciendo campaña.

Ben Gvir se describe a sí mismo como un discípulo el rabino extremista y ex parlamentario, Meir Kahane, cuyo partido Kach fue prohibido y declarado un grupo terrorista en los años 1980, tanto en Israel como en Estados Unidos. Como el extinto Kahane, Ben Gvir también ha sido condenado por cargos de terrorismo, aunque él insiste en que se ha vuelto más moderado en años recientes y no tiene las mismas creencias que el fundador de Kach.

Ben Gvir fue condenado por incitamiento al racismo en el 2007 por sostener un cartel en una protesta que decía: ¨Expulsen al enemigo árabe¨.

Hasta que comenzó a perjudicarlo políticamente, mantuvo una fotografía de Baruch Goldstein en una pared de su casa en Hebrón. Goldstein masacró a 29 palestinos en una oración en la Tumba de los Patriarcas de Hebrón en 1994. Recientemente, Ben Gvir dijo que ya no consideraba a Goldstein un ¨héroe¨.

El mes pasado, un candidato a la Knesset por Otzma Yehudit fue captado en cámara diciendo que la reciente moderación de su partido de sus posiciones extremas era un ¨truco¨ para entrar a la Knesset, implicando que los miembros en realidad tienen ideologías mucho más extremas.

 

Traducción: Comunidad Judía de Guayaquil
Fuente: The Times of Israel