Mayo 3 del 2022

Ocho curiosos datos sobre la fundación de Israel

Mientras el país se apresta para celebrar 74 años de vida hay hechos particulares que la mayoría de la gente desconoce. Sí, el primer parlamento nacional sesionó en un cine de Tel Aviv.

Aviones de combate vuelan sobre la bandera israelí en las celebraciones del Día de la Independencia en 1957. La fundación del Estado una década antes estuvo llena de datos divertidos. Foto: Moshé Pridan/Oficina de Prensa del Gobierno

El 5 de mayo Israel celebrará su 74 cumpleaños y el paso del tiempo y las solemnes fotografías en blanco y negro de la época dan la sensación de que los hechos históricos y los primeros pasos del naciente país ocurrieron de forma ordenada y pensados con antelación pero en realidad las cosas no podrían ser más diferentes.

El nombre mismo del país fue objeto de acalorados debates, la Declaración de Independencia estuvo lejos de estar lista a tiempo y costó mucho decidirse por un escudo oficial.

En este artículo, ISRAEL21c en Español reúne los principales hechos curiosos y fascinantes relacionados con la fundación de Israel.

¡Feliz cumpleaños, país!

La primera vez que se declaró un gobierno no fue en 1948

Se sabe que el Estado de Israel nació en 1948 pero algo que no muchos conocen es que algunas personas intentaron declarar la independencia cinco años antes.

En 1943, cuando la Segunda Guerra Mundial todavía estaba en su apogeo, los veteranos líderes sionistas convocaron una gran reunión pública en Ramat Gan llamada “La Congregación del Pueblo” en la que se elegiría un gobierno judío temporal.

Como recuerda en detalle el blog en inglés “The Librarians” de la Biblioteca Nacional de Israel, nada trascendental salió de todos esos largos discursos. Aun así, lo intentaron.

El nombre del país no fue una elección obvia

Antes de elegir Israel, otras opciones para llamar al futuro Estado incluían Sión (descartado porque es un nombre bíblico para Jerusalén, y también para distinguir entre el movimiento sionista general y la ciudadanía israelí), Ever (por la figura bíblica Eber y similar a la palabra hebrea para hebreo, Ivrit) y Judea (rechazado para diferenciar entre judíos y ciudadanos israelíes).

Por cierto, Israel fue el nombre sugerido por el primer jefe de Gobierno del país, David Ben-Gurion.

El famoso telón de fondo del Salón de la Independencia fue improvisado

El primer ministro de Israel David Ben-Gurion lee la Declaración de Independencia en Tel Aviv el 14 de mayo de 1948. Foto: Frank Shershel/Oficina de Prensa del Gobierno

La independencia de Israel fue declarada de forma solemne a la entrada de lo que entonces era el Museo de Tel Aviv. Las fotos muestran cortinas largas, banderas israelíes, un retrato del visionario sionista Theodor Herzl y hombres de aspecto serio reunidos en el lugar y con sillas frente a ellos. Al parecer, las cortinas se colgaron para ocultar pinturas de desnudos en las paredes.

Las cortinas que colgaban detrás del liderazgo de Israel se colocaron para cubrir pinturas de desnudos y el retrato de Herzl fue un préstamo de último momento. Foto: Zoltan Kluger/Oficina de Prensa del Gobierno

Las sillas se tomaron de los cafés de los alrededores y el retrato de Herzl y las banderas se tomaron prestadas de United Israel Appeal porque el presupuesto de decoración no alcanzaba para comprarlos.

Todo tomó unas 24 horas pero los resultados terminaron pareciendo absolutamente atemporales.

Los signatarios de la Declaración no la firmaron

Además de ser un texto canónico, la Declaración de Independencia de Israel es una hermosa obra de cuidada caligrafía. Es tan minuciosa que no estuvo completamente lista a tiempo para la ceremonia de firma.

Como resultado, sus firmantes no añadieron sus nombres al final del texto sino a un trozo de pergamino que luego fue cosido en el rollo completo por la esposa de su diseñador.

Aclaración: Ben Gurion leyó el texto de una hoja de papel mecanografiada normal a la que añadió algunas notas escritas a mano.

La primera bandera de Israel en Jerusalén fue coloreada con crayones.

Los líderes de Israel firman un pergamino vacío que luego será cosido en el texto de la Declaración de Independencia. Foto: Frank Shershel/Oficina de Prensa del Gobierno

Rebecca Affachiner fue una verdadera pionera que se convirtió en una de las principales figuras sionistas de principios del siglo XX y dedicó su vida a la comunidad judía y la causa sionista.

Entre sus notables logros estuvo el hecho divertido de que ondeó la primera bandera israelí en Jerusalén el 14 de mayo de 1948 luego del anuncio del establecimiento del Estado. Como mujer ingeniosa que era, ella misma cosió la bandera y usó crayones azules simples para colorear la estrella de David y las rayas.

A eso se le llama ingenio.

El Gobierno invitó al pueblo a diseñar escudos que luego rechazó de a cientos 

El emblema de Israel se decidió tras de un arduo proceso lleno de rechazos. Foto: Benno Rothenberg, Colección Meitar, Colección Nacional de Fotografía de la Familia Pritzker, Biblioteca Nacional de Israel

Crear un emblema estatal no es una tarea fácil y se debe tener en cuenta el diseño, la historia y la funcionalidad. Poco después de la fundación de Israel, el nuevo gobierno invitó al público a presentar propuestas especificando que dicho emblema debía presentar un candelabro de siete lámparas, siete estrellas y los colores azul y blanco.

Artistas de todo el territorio enviaron 450 propuestas y, finalmente, un diseño de Gavriel y Maxim Shamir del estudio Shamir Brothers, fue el que quedó.
El dibujo incluía un candelabro de aspecto moderno y estrellas junto a ramas de olivo pero luego se cambió para mostrar el candelabro del Arco de Tito en Roma y la palabra “Israel”.

Las estrellas fueron dejadas de lado y el resultado es lo que hoy se ve en en los prendedores de solapa y en las monedas israelíes.

El primer desfile anual del Día de la Independencia de Tel Aviv no pudo terminar

El desfile del Día de la Independencia de 1949 en Tel Aviv no logró completar su curso debido a las multitudes demasiado entusiastas. Foto: Boris Karmi, Colección Meitar, Colección Nacional de Fotografía de la Familia Pritzker, Biblioteca Nacional de Israel

En las dos primeras décadas de Israel, cada año se realizaba un desfile militar como parte de las celebraciones del Día de la Independencia. Pero en 1949, un año después de la fundación del Estado, las cosas no ocurrieron como estaba previsto.

El desfile comenzó bien pero pronto, una multitud demasiado entusiasta en las calles de Tel Aviv impidió que siguiera adelante.

Esto fue visto como algo muy vergonzoso que llevó al editor de un periódico a preguntarse cómo el mismo ejército que apenas un año antes había logrado defender todo el país no pudo cruzar una simple calle.

La primera Knesset de Israel se reunió en un cine

El sitio de la primera Knesset israelí fue anteriormente el hogar del cine Kessem de Tel Aviv. Foto: Benno Rothenberg, Colección Meitar, Colección Nacional de Fotografía de la Familia Pritzker, Biblioteca Nacional de Israel

La Knesset, o la casa del parlamento, es un verdadero hito de Israel que se destaca por su majestuosa arquitectura, esculturas y vitrales pero el primer hogar de la asamblea legislativa no fue otro que un gran cine en Tel Aviv llamado Kessem (magia, en hebreo).

El enorme edificio construido en 1945 contaba con más de 1.000 asientos tapizados y disfrutaba de una fabulosa ubicación junto al mar.

Durante la mayor parte de 1949 acogió a los primeros parlamentarios de Israel hasta que se trasladaron a Jerusalén.

En años posteriores, el sitio fue utilizado por funcionarios de la autoridad fiscal y la ópera israelí pero luego fue derribado y reconstruido como un edificio residencial con una fascinante historia.

 

Fuente: Israel 21C